martes, 15 de enero de 2013

Sima de La Cierva

Fecha: 12/01/2013
Participantes: Toño, Javi, Paco Q, Arantza, Manuel


Ya hacía algún tiempo había pensado en visitar esta sima, la más profunda de la provincia de Guadalajara, más aun cuando hacían escasos dos meses se había llevado a cabo la eliminación de un bloque inestable junto a la cabecera del P30 que entrañaba riesgo. Toño y Javi llevaron a cabo esta encomendable labor.

Aprovechando que más de uno tendría mono de hacer espeleo después de las navidades y de paso desoxidarnos un poco, al final nos reunimos 5 personas para visitar la sima. 

Quedamos a las 8:00 de la mañana en el club, para coger el material que el martes ya habíamos preparado y nos pusimos camino hacia Villanueva todos excepto Paco que quedaría con nosotros en la misma boca de la sima.

APROXIMACIÓN
La aproximación la realizamos cómodamente en coche con el que es posible llegar hasta la misma boca de la sima. Aunque el camino estaba algo embarrado y los coches patinaban mucho conseguimos llegar, eso si hasta arriba de barro. Una vez allí con un frio que pela nos enfundamos los monos, preparamos y revisamos sacas y material.
Nuestro grupo de valientes espeleólogos
Javi jugandose la vida en la cabecera del P40 instalada por Manu :P
PABAJO
Desoyendo las advertencias de Rebeca de forma prácticamente suicida (:P), empiezo a instalar la sima. La idea es que yo instale la mitad de la sima y Toño la otra mitad. Así pues comienzo la instalación del P40, un pozo con forma ovalada y bastante vertical. Me sigue Toño, Javi revisando y después Arantza y Paco. 

De esta forma vamos bajando Toño y yo juntos. Se oyen las cosas típicas "... cabrón esta gaza esta mu corta..." y cosas así. Llegamos pues a la base del P40 que consiste en una pequeña sala de escasas dimensiones.


Arantza bajando felizmente el P40


Nosotros decidimos continuar para ir dejando la instalación puesta mientras bajan los demás continuamos por una galería inclinada relativamente estrecha, durante el camino Toño me muestra el pedazo pedrolo que estaba inestable en la cabecera del P30. La verdad es que acojona que aquello se te pudiera caer encima. Este conserva el Parabolt que usaron para poder remolcarlo hasta zona segura. A continuación accedemos a un lateral del P31 que sorteamos por un pequeño pasamanos que está instalado en fijo, mas bien es un quitamiedos.




Toño accediendo al P30

Llegamos a la cabecera del P30, realmente se ve estrecha e incomoda ya que consiste en una grieta con la anchura justa para pasar. Como una vez instalada la cabecera tengo que ir tanteando un poco para ver hacia que lugar es mas cómoda y por donde están las chapas. Después de encajarme un par de veces consigo dar con el punto por donde tengo que continuar desplazándome un poco hacia la izquierda por donde el pozo ya comienza a ensancharse. Bajamos hasta la base sin novedad. A partir de aquí continuará Toño con la instalación de los dos últimos pozos. Esperamos un rato a que llegue el siguiente con la saca que nos hará falta mas adelante, Javi es el encargado de traérnosla, yo aprovecho para echarme un cigarrito (uy no rebeca que me he confundido, un chicle digo...) y le dejo otro "chicle" a Arantza pa cuando llegue que se relaje.

Bajamos por el meandro que nos comunicará con el P17, que no es que sea muy estrecho pero tiene unas aristas que me hacen polvo las rodillas. Realmente a partir de aquí todo son aristas violadoras uff. 

Instalando el P52
Toño se pone a instalar el P17 y yo quedo como fiel ayudante (ahora me toca a mi quejarme jajaja). La instalación de este pozo necesita de un desviador colocado en una arista algo precaria, al final tras varias pruebas todo queda totalmente seguro y continuamos el descenso hasta la cabecera del P52 (Oeste).

A la cabecera del P52 se llega por un pasamanos que instala Toño con la cuerda del pozo anterior. Realmente podríamos decir que el P52 es continuación del P17. Llegamos a la base del P52 y de la sima que consiste en una diaclasa llena de pedruscos. Allí esperamos a que bajen el resto del grupo que felizmente portan el papeo. Todos allí y tras bendecir la mesa (es coña) nos ponemos a comer. Yo personalmente agradezco esos filetazos empanaos que trajo Arantza, paco trajo carne en lata de esa que le gusta a Rebe y decidimos guardarla para un día que venga :P.

PARRIBA

Bueno...aqui es al reves: todo lo que baja tiene que subir.... Quedamos en desinstalar Toño y yo y emprendemos el regreso. Todo sin novedad.... excepto los resoplios que pegue saliendo del P30 :-O

Tengo que decir que el amariconador, digo el pantin es un gran invento, no veas como subes con eso jajaja.

Salimos sobre las 20:00 y por supuesto allí esta Paco con su caldito que nos repone fuerzas y nos quita la rasquilla que hacia fuera. Ya emprendemos la vuelta a casa después de un día de espeleo en el que yo personalmente disfrute como un enano, practique la instalación y me dio oportunidad de organizar desde 0 una salida, que sin vosotros compañeros no hubiera sido posible. Gracias y que sea la primera de muchas más este año.
GALERÍA DE FOTOS

Manu Fernandez

5 comentarios:

  1. Desoyendo mis consejos dejásteis a Manu instalar... pues estáis vivos de milagrito.

    Hay que ver cómo me echásteis de menos, eh!! A la próxima no falto!!!

    Rebeca

    PD: quiero mi lata de magro.


    ResponderEliminar
  2. Ya tenemos la primera de este año, lástima que quienes hicieron la última del año pasado no pudieran venir a esta.
    Buena equipación de la sima para los que se adentran en el mundo de los instaladores.
    Tengo que dar la enhorabuena a los reequipadores de la Cierva. Buen trabajo, ahora no roza la cuerda en ningún punto. Chapeau por ellos, que se lo curraron de lo lindo. Y no tengo palabras para los que quitaron el bloque (o mendrugo, o pedrolo...), verlo para creerlo.
    Arantza, tu primer -153 y con saca de cuerda, para abajo y para arriba. Ya has entrado en este mundo de la espeleología por la puerta grande.

    PacoQ

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

      Eliminar
    2. Ese caldito despues de pasar una cuantas horas de penurias no tiene precio. Solo por eso, ya vale la pena salir de cuevas. Bueno, por eso y por la gente de Abismo...


      Un saludo desde Alemania!
      Santi & Vivi

      Eliminar
  3. Creo que habian por allí unos compañeros que prtendian abordar la misma cabidad, desde aqui quiero disculparme que nos anticipasemos y espero que desarrollaran otra de las múltiples simas de la zona Valsalobre .
    Sin más un saludo

    ResponderEliminar