domingo, 29 de junio de 2014

II Encuentro de Barranquismo de Castilla y León (1ª Parte)

(Primera Parte)

Fecha: 30, 31 Mayo y 1 Junio.

Participantes: Montse, Estrella, Marta, Alberto y Jesús Fdez.

Tras el interés que existía en realizar la travesía de la Cueva de Valporquero, y a pesar del mal tiempo de los días anteriores, al final solo nos inscribimos cinco a las jornadas que realizaba la Federación de Deportes de Montaña y Escalada de Castilla y León junto a la Federación de Espeleología de esta comunidad, en la localidad de Vegacervera, en León.

Salimos el Viernes a primera hora de la tarde para llegar con tiempo y de día al lugar del encuentro, ya que además en el trayecto había que recoger a parte de los compañeros. Algunos como Marta o Jesús que habían estado toda la noche anterior celebrando alguna de sus fiestas venían con poca fuerza pero eso sí, con muchas ganas. Decir que en el viaje en un solo coche, un poco apretados, el que mejor se portó fue Nero…También aprovechamos el paso por los pueblecillos de la vega del Rio Torio para comprar embutidos con denominación de origen, cecina para todos…


 A la llegada, en las cabañas “El Chartel” donde se encontraba la recepción del encuentro, no encontramos mucha gente y tras recoger cada uno su bolsita llena de mapas, topos y la camiseta de regalo, nos dieron la llave de nuestra cabaña donde instalamos el campamento base. Como no había mucho movimiento en el lugar, Montse decidió llevarnos a visitar un bar del pueblo donde entre ronda y ronda prácticamente con las buenas tapas habíamos cenado.
Antes de ir a dormir, pasamos por el Polideportivo, donde ya un poco tarde empezaba la pequeña charla de bienvenida, éramos como mucho unas treinta personas lo que nos hizo pensar que iba a ser un encuentro algo pobre.

Fabien Salles, Técnico de la Escuela Francesa de Espeleología (francés muy simpático con algo de acento sevillano), nos describió y expuso la proyección de su gran aventura en los grandes barrancos de la Isla Reunión. Nos quedamos todos con muchas ganas de aventura.


Cueva de Valporquero . (Travesía Sil de Perlas – Covona)

El Sábado madrugamos y después de desayunar y organizar los grupos para las diferentes salidas, el nuestro fue el único que planteamos Valporquero, nos dieron una descripción y topo impermeable y nos fuimos dirección a la cueva. Por el camino observamos en el barranco final de la cueva, que no descargaba demasiada agua a pesar de lo que llovió en la zona los días anteriores.




Tras preparar el material y vestirnos al estilo de “Los Increibles” (hubo quien lo complementó con la camisa de la peña de sus fiestas), nos dirigimos a la entrada de la Sima de Sil de Perlas.


El primer tramo de sima P20 en rampa, aparece instalado en fijo y Jesús comienza a bajar llegando a la cabecera del P25, mientras el resto de compañeros inician ya la rampa de entrada, se va instalando el volado y se comienza a bajar, siguiéndole Estrella, Alberto, Marta y cerrando el grupo Montse.

Este volado es muy hermoso, al aparecer en medio del techo de una gran sala donde nuestra iluminación casi no llega a iluminar del todo las largas formaciones que cuelgan por todo nuestro alrededor, (que pena que nuestra cámara fotográfica no fuese capaz de captar los lugares más hermosos de la cavidad). Tras contemplar la bella sala, continuamos por el paso de las Cuchillas, donde remontamos una colada de unos 8m gracias a las acanaladuras que presenta y a la cuerda de apoyo que encontramos instalada.

Proseguimos por una corta pero bonita galería y subiendo algún pequeño resalte, se llega a un pequeño paso por el cual llegamos al destrepe de 5m de bajada, donde se encuentra la sala del Lago, tras éste y a nado podemos encontrar una de las salas más bonitas y conservadas de la cavidad.

Tras bajar el destrepe con una cuerda de apoyo, a la izquierda y muy cerca del Lago, se encuentra la cabecera del primer pozo que da acceso a la cueva de Valporquero.

Este paso tiene una entrada un poco estrecha, donde debemos colocar el descendedor en el cabo largo para poder atravesarlo con mejor soltura.

Este pozo es un P33 y su bajada se realiza en tres tramos de 20, 10 y 5m para no tener problemas con la recuperación de la cuerda. Montse es quien se encarga ahora de la instalación seguida de Marta, Alberto, Jesús y Estrella y estos últimos de la recuperación de la cuerda en cada tramo mientras Montse sigue avanzando, ya que utilizamos dos cuerdas, aunque con tres abriese sido más rápido…

Tras este pozo aparece seguidamente el último pozo, un P56 que se hace en dos tramos, uno de 25m muy bonito, donde ya discurre agua por sus paredes y comenzamos a mojarnos y el último tramo de 31m con una parte en volado donde ya se escucha con fuerza el curso de aguas.

Una vez en el Rio de Valporquero progresamos por el meandro hasta una corta badina, tras ésta llegamos a la Sala de Prensa con bonitas formaciones y donde la galería comienza a ensancharse. Según avanzamos aparecen los rápidos y primeros saltos de agua que vamos superando con cuerda, aunque saltando directamente en algunos los más atrevidos, donde la profundidad lo permite. A partir de aquí nos impresiona la gran altura de toda la galería llegando a la sala Peñalba de unos 60m de altura y a la gran cascada de casi 20m, la cual salvamos rapelando por la derecha, ésta es una de las zonas más impresionantes de la cavidad donde cuelgan numerosas formaciones, algunas de ellas de 20m de longitud.

Seguimos avanzando y llegamos a la cascada del cable que cruzamos por un pasamanos, a continuación tenemos algunos pasamanos y descensos más hasta llegar a la cascada de la dificultad, donde una cuerda fija nos permite bajar por la derecha el pequeño resalte de casi 4m. A partir de aquí la galería comienza a estrecharse y llegamos al pequeño lago del Paso de la Muerte y tras pasar algunos rápidos más, el rio pierde caudal desapareciendo en un sifón final a – 221m, en la Sala de las Perlas.

La salida hacia la Covona se realiza a través del famoso Paso de la M cuya instalación aparece en fijo, una escala nos facilita trepar 5m hasta la ventana que da paso a un tubo freático de pocos metros donde el frescor nos indica que estamos cerca de la salida, a continuación bajamos el P10 donde se encuentra el sifón temporal encontrándole con poca agua, tras éste subimos de nuevo por otra escala para llegar al último paso, un pequeño destrepe de unos 3m con cuerda y llegamos a la boca de salida, donde el rio vuelve a surguir.

Ya en el exterior continuamos el rio hasta un pasamanos que nos acerca a la cabecera del bonito volado P35…


Seguimos hasta llegar a un P15, la bonita última cascada.

Para llegar a la carretera cruzamos el rio Torío por su cauce sin problema, en otras ocasiones con más caudal se utiliza una tirolina con cable de acero.

Por fin llegamos al camping, aunque no a tiempo de escuchar la charla sobre geología de los barrancos pero sí a la empezada charla de la mesa redonda. Casi no hay sitio para aparcar ya que ahora sí parece un encuentro, los participantes parecen haberse multiplicado y menos mal que para la cena en conjunto tuvimos la suerte de que nos reservaran una mesa unos amigos del Greim, de no ser así habríamos cenado más tarde y apretados.

Jesús Fernandez

No hay comentarios:

Publicar un comentario