Una consecuencia más de la pandemia...


Últimamente miro el blog de Abismo y me doy cuenta de que escasean las entradas... luego veo que son muy pocas las salidas que comentan los colegas y amigos, y que hay algunas pendientes que sin duda entrarán más adelante, porque solemos retrasarnos en la publicación.

Al fin y al cabo, publicamos cada uno cuando podemos, y cada cual con su particular estilo. Nadie lo criticará, cada cual pone su granito como buenamente puede, y a todos nos gusta echar una ojeada a lo que van haciendo los compañeros.

Bueno, mirando crónicas pasadas, rápidamente te percatas de que ha habido un parón en la publicación desde el invierno pasado... justamente cuando las circunstancias ocasionadas por el maldito virus COVID19 impusieron la falta de actividad en casi todos los ámbitos de nuestra vida.

Nuestros "mejores deseos"
para el maldito bicho

Pues sí, pasé cuatro datos a una tabla y creé el siguiente gráfico, que es ilustrativo... mírense los dos últimos trimestres el bajón en el número de entradas al blog, y en el promedio trimestral...


En fin, con esta entrada ayudo a cambiar esa tendencia, no vaya a ser que alcance el cero y no seamos capaces de volver a la normalidad... Animaos todos a publicar las cosas que hayáis podido llevar a cabo, pequeñas o grandes, humildes o ambiciosas, da igual como sean. Al menos animará el ambiente para cuando podamos volver a hace espeleo con la intensidad habitual, esto es, a explorar, documentar, instalar, enseñar y aprender, disfrutar bajo tierra de los compañeros, desobstruir, limpiar, y todas esas cosas que nos hacen felices.

Y sobre todo, como siempre digo, reirnos mucho.

Así que, anímense, compañeros.

Javier Rejos



Comentarios