jueves, 25 de abril de 2019

Gándara 2019

Participantes: Rafa Coronado, Sergio Estríngana, Esthela Sánchez, Jesús Canfran y Juanma López.

23 de marzo de 2019.

¡Al fin una salida a Cantabria! No era mi primera vez, ya que tuve un pequeño contacto con el Valle de Asón cuando finalicé el Curso de Iniciación.
Rafa decidió preparar la salida con ayuda de Sergio y Esthela, a última hora, se incorporó al grupo nuestro amigo Canfran.
 El objetivo principal de esta salida era pasar un buen rato en Gándara haciendo lo que más nos gusta, además de intentar conocer algunas salas y partes del sistema no conocidas por Abismo.
Llegamos el viernes por la noche y nos pusimos a preparar el material para el día siguiente.

A las 07:30 todo el mundo en pie, un buen desayuno y camino hacia el parking de la Gándara.
Nos enfundamos los monos, nos pusimos el equipo y subimos hacia la entrada, en ésta, se nota como sopla el aire. Eran las 09:00 cuando estábamos entrando.
Comenzamos a bajar la rampa descendente hasta el pasamanos. Seguimos el camino balizado y continuamos hacia las galerías del Delator. Hay casi aproximadamente un kilómetro de tubería de presión con techo muy bajo, lo que nos obligó a ir a gatas, con cambios de dirección.
Llegamos al P40 donde nos encontramos con el pasamos instalado en fijo. Sergio será el encargado de instalar el pozo. Dejamos una nota con el nombre del club y la hora de bajada.


Una vez que estábamos bajo el pozo, atravesamos unos resaltes equipados con cuerdas fijas hasta llegar a una sala impresionante, La sala del Ángel. Es una auténtica maravilla, no solo por su dimensión sino también por su asombrosa cascada. Por su gran tamaño, como he dicho, y la condensación de agua que había dentro, no pudimos contemplar con detalle las asombrosas vistas, aunque sí pudimos ver algunas de las formaciones de la sala, además, recargamos las botellas de agua.


Continuamos por un pequeño agujero en el que se notaba una  fuerte corriente de aire. Bajamos por la rampa, que era muy resbaladiza. Nos llevó hasta la Galería de la Cruzille. Continuamos, y nos encontramos con salas de techos muy altos y grandes bloques hasta llegar al vivac 1. Seguimos  avanzando, ahora, a través de galerías más pequeñas y paredes estrechas de suelo arenoso.


Siguiendo a Rafa con la “topo” en la cabeza, conseguimos llegar a una enorme sala, antes de pasar ya preveíamos, por el tremendo ruido que escuchábamos, que íbamos a contemplar algo difícil de olvidar, y no nos equivocamos; delante de nosotros teníamos una inmensa cascada que ni con los cinco frontales apuntando éramos capaces de ver el inicio de ella ¡QUÉ ESPECTÁCULO!
Después de pasar varios cruces y unas cuantas galerías, llegamos a una pequeña sala con unas impresionantes formaciones de calcita y un gour muy bonito, por este motivo, nos movimos con mucho cuidado y decidimos estar poco tiempo ya que queríamos deteriorar lo menos posible.


Dimos la vuelta en busca de un sitio cómodo y seco para hacer un descanso y comer unos sándwiches, nos sentaron de maravilla. Tras este parón, decidimos seguir. Avanzamos a través de galerías con paredes aparentemente inestables, con algún destrepe arriesgado y alguna escalada.
Mientras avanzabamos por una sala de bloques y piedras, Canfran sufrió un pequeño accidente, tuvo la mala suerte de resbalar y golpearse en la rodilla contra un bloque. Menos mal que estaba Esthela para valorar la gravedad.  Finalmente, Canfran, a pesar del dolor, podía mover la rodilla.
Con el susto en el cuerpo, decidimos dar la vuelta. El camino de regreso transcurrió sin novedad alguna y con un buen ritmo hasta la salida. Estábamos en el exterior alrededor de las 22:00h.
Después de estar 13 horas nos quedamos con ganas de más y ya pensando en volver pronto a disfrutar de este sistema.


¡Hasta pronto, compañeros!

J. Manuel López

2 comentarios:

  1. Un placer de fin de semana como siempre!
    Maravilla de sistema, ya tenía ganas de volver a visitarlo, y esta vez si que me lo que me llevo en la cabeza sus espectaculares salas, formaciones imposibles y cascadas infinitas... Sin palabras, solo vivirlo.
    Muchas gracias por hacerlo posible amigos.
    Otro bonito recuerdo espeleológico :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Tras llegar desde caligrafos aun tenéis ganas de gandara??
      Juanma que opinas rl mortero o gandara

      Suertudos........
      Toño

      Eliminar